sábado, 5 de septiembre de 2009

Enunciado.


No he querido contar los días
para no aterrizar en el mapa de la desesperanza
y faltarle el respeto al calendario
sin argumentos eh dejado
mi hostil mente cuando el recuerdo
se avecina por tu lado,
mientras deletrea los tatuajes de mi lengua
que gime tu nombre
y después se obligan en silencio
a hundirse en lo pagano de tu ausencia
aún menos audaz camino
sin puerto adonde anclar.

2 comentarios:

oneyda dijo...

Me encanta lo que has escrito pero me intriga saber el porque del nombre Oneyda...??? Si lees este mensaje por favor responde que yo seguiré leyendo en espeta de tu respuesta..... No dejes de escribir nunca tus palabras son muy bellas

WILFREDO ARRIOLA dijo...

Creo, que es Carta a la Utopia a Oneyda a lo que te refieres, dejame y te cuento, ojalá no sea muy tarde. Oneyda fue una mujer en mi vida, de tiempo atras que me incorporo sin preguntar al mundo pagano del olvido, se marcho y aun sigo esperando el grito de una respuesta que me aniquile la duda las ganas, o le habra paso a la dicha de saber que fue, y en esa afirmación pues poder salir adelante. Ademas Oneyda encierra un encanto que me encanta y desencata,ese nombre pone en pie mi dinastia, me achaca y condena, me pule y me afirma, no sé que diablos tiene, pero si tiene ese misterio de escribir por ese nombre.

Gracias Oneyda, el beso y el abrazo para un buen tiempo, ojalá vuelvas por más, ojalá

Wilfredo Arriola